Bienvenida o bienvenido a mi blog.

Mi deseo es crear un espacio donde poder transmitir mi amor por las esencias florales, base de mi trabajo en terapia y compartir algo que en realidad se ha convertido en mi forma de ver y sentir la vida.

Quiero compartir mis experiencias, conclusiones y reflexiones del día a día.
Me encantaría que si te apetece, aportes todo aquello que te parezca interesante, que debatas, que preguntes, que cuestiones, que juntos podamos seguir creando un espacio vivo, que las esencias florales y el legado que el Dr. Bach nos regaló, siga expandiéndose y cada vez llegue a más personas. Que cada vez seamos más quienes nos beneficiemos de la magia de las flores, que vayamos más allá de la simple toma de remedios florales y seamos capaces de comprender e integrar en nosotros que somos energía, que somos parte de la naturaleza, que sencillamente SOMOS, SOMOS, SOMOS.

Que en nosotros está la magia del cambio. Que somos los únicos responsables de lo que nos da la vida. Que tenemos poder. Que tenemos los recursos necesarios para conectar con nosotros mismos.

Podemos crear, podemos compartir, podemos sentir, podemos amar.
Podemos quedarnos donde estamos y hacerlo conscientemente.
Podemos decidir no hacer nada. Podemos decidir no decidir.

También podemos volar

11 de noviembre de 2010

albahaca - basil


Esta esencia nos ayuda a integrar los deseos emocionales y sexuales con los valores espirituales, especialmente cuando la sexualidad y la espiritualidad son percibidas como fuerzas antagónicas.

Es aconsejable la esencia cuando hay un desequilibrio en la expresión de la sexualidad y esta no llega a vivirse armoniosamente, cuando es predominante en perjuicio de otros valores o cuando da origen a problemas relacionales.

Indicada para personas que buscan sexo compulsivamente.

Cuando hay tendencia a considerar la espiritualidad y la sexualidad como polos opuestos, generándose conductas clandestinas y culpabilizadoras. Favorece la capacidad de integrar sexualidad, espiritualidad y amor en un todo.

A los que disimulan el temor y la timidez a la sexualidad. Su función es la integración. Simboliza la balanza del amor. Enseña a unir en su totalidad el sexo y el amor. Clínicamente está indicado para todas aquellas parejas que se encuentran en conflicto con su sexualidad. Para individuos obsesivos. Para eliminar la vergüenza y la timidez. Para hombres que dejan de mantener relaciones sexuales ante un embarazo y a su vez para las embarazadas que ven disminuidos sus deseos sexuales.

Estimula la producción de leche materna. Disminuye el ardor cuando hay infección urinaria. Alivia episodios de constipación. Su arquetipo es la dualidad. Enérgicamente estimula los chacras corona, sacro y basal.

Ofrece la afirmación positiva de amar al otro con todo nuestro ser.

1 comentario:

Estrella Mou dijo...

¿Qué te habrá inspirado esta vez...?